«

»

Imprimir esta Entrada

Jerónimo Calero ofrece un pregón lleno de paz, luz, música y versos para abrir las Fiestas de Jesús del Perdón

Imagen del pregón de las fiestas patronales de Jerónimo Calero, este sábado en la Casa de la Cultura de Manzanares.

Imagen del pregón de las fiestas patronales de Jerónimo Calero, este sábado en la Casa de la Cultura de Manzanares.

El escritor y poeta Jerónimo Calero ofreció este sábado en la Casa de la Cultura de Manzanares un emotivo pregón para las Fiestas de Jesús del Perdón, en el que la música y la poesía acompañaron a la palabra en un delicado recorrido hacia el sentimiento religioso y la devoción por el patrón de Manzanares, desde la tranquila y humana perspectiva del poeta manzanareño.

El acto contó con la presencia del alcalde de Manzanares, Julián Nieva, y de varios miembros de la Corporación, además de representantes de asociaciones, miembros de la Hermandad de Nuestro Padre Jesús del Perdón, y de un buen número de amigos, vecinos y admiradores de la literatura del reconocido escritor, encargado este año de pregonar las fiestas patronales.

En un escenario decorado con una gran imagen del patrón de Manzanares, Carmen López de Antón fue la encargada de introducir el acto del pregón con el que se inician las Fiestas de Jesús del Perdón. El manzanareño afincado en Galicia, Manuel Díaz-Pinés ‘Galmango’, pregonero de 2014 y amigo de Jerónimo Calero, fue el encargado de presentar su semblanza, no sin antes tener un recuerdo de los duros momentos que vivió hace un año, cuando se vio en la responsabilidad de pregonar las fiestas de su pueblo tras el fallecimiento de su hermana Tere Pinés.

“No todos tienen la suerte de presentar como pregonero de las Fiestas de Nuestro Padre Jesús del Perdón, a un amigo, a un hermano”, exclamó Díaz-Pinés, que confesó no ser objetivo con la introducción de un pregonero al que le une la amistad y sus proyectos en las redes sociales e Internet, y de quien afirmó no haber necesitado ayuda para elaborar su semblanza.

Antes de recordar algunos de los numerosos premios literarios que ha recogido a lo largo de su larga trayectoria literaria, Díaz-Pinés recordó al “Jero, el de las telas” que todos los días visita su parcela próxima a la localidad, rememorando momentos del pasado que han ido conformando el presente del pregonero. En este recuerdo, Díaz-Pinés ubicó en algún momento de su juventud, tras los mostradores de “Confecciones Noblejas”, el comienzo de su afición por la poesía. Y no dudó en pedir la colaboración del público para recitar los versos machadianos que versionase Joan Manuel Serrat, con el fin de traer al acto a su admirado Joan Manuel Serrat, referente poético de Jerónimo Calero, cuya tumba fue recientemente visitada por el pregonero.

Un pregón para infundir paz

Con unos versos dedicados y un abrazo, Manuel Díaz-Pinés pasó el relevo a un emocionado Jerónimo Calero, quien dedicó el pregón a su amigo. La poesía abrió un pregón con el que Calero dijo querer infundir paz. La guitarra del joven Mariano Chaparro fue su cómplice en este empeño, acompañándole en los versos que salpicaron su pregón, y poniendo música al silencio cuando Calero quiso que la reflexión tomara el escenario de la Casa de la Cultura manzanareña.

Desde sus convicciones, poco religiosas, Jerónimo Calero se detuvo a lo largo de sucesivos pensamientos, recuerdos, meditaciones y escenas, en los diferentes vértices que rodean a la condición humana de la figura de Cristo, la veneración por Nuestro Padre Jesús del Perdón, la fuerza de la palabra o el abanico de sentimientos que rodean a la tradición, el pasado, el trabajo y la familia, ligados de una u otra forma al hecho religioso.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Entre versos y sones de guitarra, el pregón de Jerónimo Calero ofreció una bella secuencia de escenas en las que sentimientos, imágenes y sensaciones se entremezclaban con recuerdos y vivencias que daban así un sentido a conceptos como la esperanza, el perdón, la muerte, el miedo,  el consuelo… siempre bajo la mirada de Nuestro Padre Jesús del Perdón, cuya imagen dominaba el escenario. La luz y la esperanza en la figura de Cristo centraron sus últimas reflexiones. “Con este pregón, he querido pintar a un ser de luz, porque creo que así debió ser Jesucristo”, explicó Calero, que despidió su pregón con un poema dedicado al escritor manzanareño Antonio García de Dionisio.

Tras las palabras de Jerónimo Calero, el cuarteto de saxofones “Seiklu.4”, formado por Adrián Ferrando, Alfredo Varela, Luis Valerio y Miguel Ángel García, cerró el acto con un concierto de músicas del siglo XX, que incluyó tangos como ‘Por una cabeza’, de Carlos Gardel y Alfredo Lapera, o el ‘Tango’ de Isaac Albéniz, junto con música contemporánea como el ‘Petit Quatuor’, de Jean Françaix.

Sobre el Autor

Francisco J. Ruiz

Periodista y editor de Manzanares al día

Enlace permanente a este artículo: http://manzanaresaldia.es/jeronimo-calero-ofrece-un-pregon-lleno-de-paz-luz-musica-y-versos-para-abrir-las-fiestas-de-jesus-del-perdon/

error: Content is protected !!